9 pasos para convertir ese espacio extra en tu casa en una máquina para hacer dinero

Por Ken Lauheroficina-casera-feng-shui

La primavera es un tiempo de renovación y nacimiento. ¿Están girando tus pensamientos hacia la renovación económica? Con la nueva explosión de energía que trae la primavera – ¡además de días más largos para poder lograr más! – es el momento perfecto para comenzar un negocio, inscribirte en cursos universitarios para obtener tu título y mejorar tu poder adquisitivo, o incluso pedirle a tu jefe que te permita trabajar desde tu casa para que puedas ahorrar tiempo y dinero en tu trabajo actual.

Para cualquiera de estos esfuerzos, una oficina en casa que sigua los principios del Feng Shui y que sea un lugar donde te encanta pasar el tiempo, te llevará al éxito. Todos trabajamos mejor en un espacio que nos ofrece comodidad, inspiración, y que está en consonancia con nuestros objetivos.

Uno de los beneficios de tener una oficina en casa es que no tienes alguna de las limitaciones de un edificio – luces fluorescentes, sillas incómodas, o la falta de un espacio dónde puedas decorar a tu gusto.

Con esto en mente, tiene sentido decorar tu oficina en casa como lo harías con cualquier otro espacio.  Tu oficina debe reflejar tus objetivos y propósitos, y coincidir con los “temas” (ya sea de un color o un periodo que une a toda tu casa o apartamento) del resto de tu espacio. He reunido una lista de nueve aspectos de tu oficina en casa que tal vez no hayas considerado, y ofrezco algunos consejos para hacer que este espacio sea feliz, cómodo, y el ambiente sea propicio para la productividad.

1 – La silla es la clave – en mi blog hablo de cómo escoger una buena silla de oficina, pero hay aún más consideraciones para encontrar la silla perfecta para tu oficina en casa. Considera la posibilidad de romper algunas reglas de diseño con una silla cómoda que normalmente no podrías encontrar en una oficina, pero que coincide con las declaraciones de diseño establecidas en el resto de tu hogar. O considera gastar el dinero en una silla de diseño distintivo – algo que tu jefe no te proporcionaría a menos que seas un ejecutivo (y tal vez ni siquiera entonces.) Sólo asegúrate de que todavía tienes un respaldo sólido y que sigue con los principios Feng Shui para el éxito.

2 – Cualquier cosa es buena para tu escritorio – Las oficinas tienen requisitos muy rígidos en cuanto a lo que constituye un escritorio. Pero tú puedes ser creativo en tu casa y puedes elegir un diseño ultra-moderno o un escritorio antiguo para colocar tu computadora. El Feng Shui sólo dice que un escritorio debe tener una superficie sólida, como la madera (no de vidrio), y los bordes redondeados eliminan el “chi asesino”; estos parámetros dejan campo para usar tu imaginación. Una vez más, haz que tu escritorio coincida con la estética de diseño en el resto de tu casa para un espacio en que te sientas verdaderamente cómodo.

3 – Elije la alfombra – Ya sea un cómodo tapete o una alfombra de pared a pared (compra la mejor bajo alfombra que puedas comprar), una oficina alfombrada se sentirá mejor en tus pies, ayuda a amortiguar el sonido (los niños jugando en la habitación de al lado no van a distraerte mucho), y darle a tu oficina una sensación de hogar. Recuerda, la meta cuando se está trabajando desde tu casa es sentirte como si no estuvieras realmente trabajando. Eso significa trabajar en algo que amas y rodearte de cosas que te hacen sentirte bien cuando estés pasando tiempo en tu oficina.

4 – ¡Ilumínala! – La iluminación natural es la mejor, así que si puedes poner tu oficina en una zona con ventanas, sería genial. Abre las cortinas y persianas durante el día y ahorrarás dinero en la iluminación y mejorarás tu estado de ánimo. Presta atención a la posición de tu monitor  para evitar el deslumbramiento. Si la iluminación natural es imposible, elige focos suaves y naturales y lámparas para la lectura o para tu escritorio, en lugar de luces de techo.

5 – Ábrele la puerta a tus perros y gatos – La mayoría de las oficinas tienen una regla estricta que no permite las mascotas, pero el trabajar desde tu casa te da la libertad para que le permitas a tu perro que se tome su siesta a tus pies, o que tu gato se siente en tus piernas mientras trabajas. Las mascotas traen chi positivo a una habitación, ayudan a relajarte, y le dan a tu oficina casera un ambiente “acogedor”. Si tus mascotas no te molestan mientras trabajas, ¿por qué no dejar que se queden?

6 – No te olvides de las paredes - Los cubículos en una oficina no dejan muchas oportunidades para la decoración. En lugar de relegar fotos de la familia a tu escritorio como lo harías en una oficina, puedes realmente crear un espacio de inspiración en tu oficina casera con las fotos de tus familiares, recuerdos de viajes, o un pizarrón de metas que te ayuda a mantener a la vista el resultado final que deseas.

7 – Trae el aire libre hacia adentro – ¡Es primavera! Abre esa ventana para que los olores (y sonidos) de la temporada entren, siempre y cuando que no causen una distracción. Considera colgar un comedero para pájaros cerca de la ventana para que puedas tomar un descanso y ver la vida silvestre. Asimismo, recuerda traer el aire libre a tu oficina con plantas vivas y flores frescas…. otro de los beneficios que no puedes disfrutar en una oficina normal debido a las alergias de tus compañeros de trabajo o por la falta de luz natural.

8 – Sube el volumen de la música - Algunas personas trabajan mejor con música, y si es tu oficina, ¿por qué no subirle el volumen a tu emisora favorita o elegir la música de iTunes que más te inspira? La música también puede ayudarte a ahogar el ruido de fondo y las distracciones – uno de los mayores retos para las personas que trabajan desde casa.

9 – Rodéate de olores que te gustan – La creación de un ambiente que amas en tu oficina casera no sólo se trata de cómo se ve el espacio. Un ambiente positivo regocija todos los sentidos. Tus compañeros de trabajo pueden encontrar las velas aromáticas o incienso del Himalaya ofensivos, pero si te gustan los olores suaves mientras trabajas, prende algunos. También puedes optar por un difusor de aromaterapia, o simplemente por unos aceites perfumados en un pañuelo que se mantenga cerca de tu escritorio. El romero y laurel son reconocidos por mejorar el aprendizaje, mientras que los aromas cítricos y de menta ayudan a mejorar la concentración. Los estudios también muestran que retienes mejor la información aprendida mientras estás oliendo olores agradables.

Recuerda, lo más importante acerca de una oficina en casa es que te sientas cómodo allí. Debe sentirse como una parte de tu casa, pero si es posible, ser un espacio claramente separado donde puedas concentrarte en el logro de tus objetivos.

Acerca de Ken – Uno de los principales consultores de los Estados Unidos de Feng Shui, Ken Lauher ayuda a miles de personas a alcanzar sus metas a través del Feng Shui. Él puede ayudarte a convertirte en un imán de dinero, atraer el amor apasionado, poner en marcha tu carrera y salir del atasco. Visita www.kenlauher.com para obtener tu guía de Feng Shui GRATIS y que puedas descubrir los secretos antiguos que pueden ayudarte a desbloquear tu verdadero potencial.